<< Volver

(nota: es posible que algunas imágenes y/o enlaces no funcionen)

VALIS,
de Philip K. Dick

Esta crítica ha sido leída 12079 veces





Valis,
de Philip K. Dick

Título original:
Valis (1981)

Traducción:
Rubén Masera, revisión de Manuel Figueroa

Minotauro, 2003

El autor en cyberdark.net

 

 

por Daniel Gonzalo, octubre 2003

   Estamos ante una novela que ha creado mucha controversia dentro de la ciencia ficción. Mucha gente la califica de obra maestra, cercana  a la perfección, siendo una especie de Nuevo Testamento, mientras que otra mucha gente la considera una obra vulgar y absurda que solo fue editada por la fama de su autor. En realidad no es ni una cosa ni otra, es una buena novela- no es ni muy buena ni muy mala- . Es una novela distinta a las que estamos habituados, en la que Dick  él juega con los conceptos de realidad y de irrealidad; en este caso juega con una ilusión esquizofrénica de sí mismo. Desde el principio nos pone sobre aviso, pero al ser un escritor muy hábil nos hace creer durante parte de la novela que el narrador, él mismo, se está equivocando y que las premisas que nos ha dado en la primera página son erróneas, que en realidad todo está ocurriendo y que realmente el protagonista está en contacto con  Dios y  su exagénesis en un Nuevo Testamento.

  Desde luego no es una novela fácil, entronca directamente con lecturas religiosas y tiene influencias cristianas, budistas, del Talmud, hinduistas. Pero sobre todo tiene la influencia de Dios, o de una de las ideas que se tenía en la California de los años 70  de Dios, que iban desde una entidad superior e impenetrable, a que fuera un extraterrestre que mediante su maquinaría más avanzada nos manipulaba, pasando por la negación de su existencia hasta llegar  a unas creencias férreas sobre la condenación por la simple existencia de Dios. Pero sobre todo este libro trata sobre la esquizofrenia.  Dick nos describe perfectamente a un enfermo en plena crisis, y además nos explica desde el principio por que es esquizofrénico y el camino que le ha llevado a enfermar.

   Phillip K. Dick era un gran escritor y se nota, completamente obsesionado con la realidad, o más concretamente con el concepto de realidad que tiene cada persona. consigue hacernos creer en  la realidad de los personajes Por eso tiene tanta importancia la revelación que recibe Amacaballo Fat, por que cambia su concepto de realidad. Y es cambiada por un agente externo, Valis, o eso nos intenta hacer creer Dick cuando en realidad estamos asistiendo a un proceso de locura en cadena. También demuestra su habilidad en que  para distanciarse de Amacaballo el propio Dick nos da notas de la realidad comentando cosas de sus novelas.

   Valis, que fue publicada primeramente como Sivainvi forma parte de una trilogía más conceptual que estricta en la que la obsesión por la divinidad presente en gran parte de la obra de Dick -en esta ocasión esta omnipresente- tanto en Valis como en La invasión divina, como en La Transmigración de Timothy Archer”.

    Definitivamente es una novela para aquellos a los que les guste Dick y estén interesados en su concepto de realidad; para aquellos a los que Dick les parezca un escritor mediocre Valis les cansará y les parecerá una tomadura de pelo.

 

@ 2003 Daniel Gonzalo para cYbErDaRk.NeT
Prohibida la reproducción sin permiso expreso del autor

 

2004-01-13 19:58   sheldon
Soy incondicional de Dick (relatos, laberinto de muerte, tiempo de marte, etc), a pesar de ello, me resultó una obra pelín dura, supongo que cuando me jubile la releeré a ver si la disfruto más a fondo.
2003-12-31 12:50   armonico3
Para mi Dick supuso un soplo de aire fresco cuando descubrí a este autor. Asimov, Clarke, Heinlein y demás comenzaban a cansarme.

No creo que sea un autor más obsesivo que Heinlein por decir uno. La diferencia es que Heilein esta obsesionado con el individualismo de corte capitalista (y los gatos) y Dick apunta a lugares más profundos, nuestra relación con la realidad, con Dios...

Valis es una obra para masticarla y digerirla con tranquilidad, no es fácil ni sencilla. Para pasar un rato entretenido sin complicaciones ya esta Asimov. No la recomendaría para comenzar una aproximación a Dick pero, como se ha dicho, seguramente gustara a casi todos los que nos hemos adentrado en el particular universo de este autor.
2003-12-30 17:55   Knut
Bueno, personalmente esta crítica me parece más un comentario que una crítica en sí, dice poco, muy poco de esta novela tan rica.

Además me parece que es demasiado reduccionista.
2003-12-27 20:44   T-Bone
yo estoy leyéndomela ahora pese a que me dijeron muchas cosas negativas acerca del libro. pero Dick me gusta y este libro no me lo quiero perder. llevo ya un buen trecho y de momento la encuentro la mejor que he leído con diferencia. es absolutamente apasionante

la crítica del libro es muy acertada
2003-12-23 18:47   Miracle Worker
Creo que es la mejor novela de Dick, y una de las mejores de la ci-fi, si entendemos a ésta sin prejuicios y cerrazones de mente. La verdad es que no entiendo porque se dice que esta novela es dificil de leer, en todo caso es un tema dificil, sobre cuestiones que no se suelen tratar en la ci-fi, pero el estilo es limpio, claro y directo, su lectura es fluida, otra cosa es su contenido. La dificultad se encuentra, en todo caso, en que si no sientes afinidad por Dick, sus temas y obsesiones dificilmente te interesará este libro. Así que si has probado con Ubik, Tiempo desarticulado, Tiempo de marte, etc y no te ha gustado, con casi toda seguridad no podrás llegar a la 2 página de Valis, pero en caso de que disfrutaras esos libros Valis es tu novela.
2003-12-21 17:45   _kodiak_
Pues a mí me encantó. De esos libros que te lees en dos o tres veces, aunque bueno, tampoco es muy largo. Cómo dice el artículo, no decepcionará a los adeptos a Dick.
2003-12-19 22:24   GarryLanier
Valis fue una de las obras que me trajo de vuelta a la ciencia ficicón y he de decir que hasta ahora ha sido una de las mejores novelas que he leido. Extraña,exquisiita, barroca, te da un concepto de realidad peligrosamente cercano a al realidad...¿o no?